Fiesta de Artemisa y Vesta

El domingo 9 de Mayo se celebra la Fiesta de Artemisa y Vesta.

Artemisa es una de las Diosas más antiguas y veneradas en la cultura clásica. Diosa de la caza, los animales salvajes, las tierras vírgenes y protectora de las doncellas, encarna a la perfección el arquetipo de la Diosa en la época del año en la que nos encontramos. Ejemplo de belleza y poder, esencia pura de la feminidad, se la ha descrito en muchas ocasiones como Diosa de la Noche, identificada a veces con Selene, es también protectora de los partos. Su equivalente romano es Diana.

Vesta, por su parte, es la divinidad del hogar. Se corresponde con Hestia en la mitología griega y está también relacionada con las doncellas, pero lo más característico de su culto es la llama o fuego perpetuo que ardía en su honor en las casas y los templos. Sus sacerdotisas eran conocidas como “las sacerdotisas del fuego eterno”.


El culto fue impuesto en Roma por el mítico emperador Numa Pompilio y se extendió -casi sin cambios– hasta la persecución del paganismo. Las vestales, jóvenes vírgenes de origen patricio que servían en Templo de Vesta, estaban asociadas a la propia supervivencia de la ciudad y del imperio. Las celebraciones en honor a Vesta solían organizarse a comienzos del mes de junio, pero, al igual que ha sucedido con Artemisa, que celebra varias fiestas a lo largo de todo el año, suele conmemorarse el 9 de mayo desde los años setenta.


Los cultos a Artemisa y Vesta giraban alrededor de doncellas vírgenes, y representaban la primera de las fases o arquetipos de la Diosa Triple. Además, se complementan en el sentido de representar la vida fuera y dentro del hogar. Artemisa adquiere el aspecto de cazadora y protectoras de los bosques y la vida salvaje; mientras que Vesta sería el aspecto hogareño de la misma divinidad. Estos serían los motivos que llevaron a unificar en el mismo día ambas celebraciones, sobre todo en algunas corrientes Wicca. La razón de fijar el nueve de mayo se debe a ser este un mes marcado por la juventud del Dios y la Diosa.

El nueve, se debería a una razón numerológica: tres veces tres. Además, según las Tradiciones Wicca más ortodoxas, Beltane se celebra justo cuando el Sol alcanza los 15º de Tauro, algo que no ocurre siempre el día 1 de Mayo.

Eligiendo el día 9 de mayo se aseguraban que siempre se celebrase la festividad de estas divinidades con posterioridad a este importantísimo Sabbat. No obstante, los grupos reconstruccionistas, tanto helenos como romanos, suelen seguir el calendario tradicional, al cual ya hemos hecho alusión alguna vez, como el pasado 11 de marzo, Fiesta Tradicional de Artemisa.




11 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo